Al menos cuatro muertos por la caída de un puente peatonal en Río de Janeiro

Al menos cuatro personas murieron y otras cuatro resultaron heridas luego de que un camión derrumbara un puente peatonal en una de las autopistas más transitadas de Río de Janeiro, informaron fuentes oficiales.

El accidente ocurrió a las 09.15 p.m. hora local (6.15 a.m. hora peruana) en la Línea Amarilla, una vía expresa que comunica la zonas norte y oeste de Río de Janeiro, según los bomberos.

Dos de las víctimas eran personas que pasaban por el puente y que fueron lanzados hacia un canal que divide la autopista, a donde también fue empujado un vehículo que pasaba por debajo de la estructura, reportó EFE.

Lo que ocurrió bajo el puente fue una catástrofe. Tres automóviles y una motocicleta quedaron totalmente aplastados bajo la mole de hierro y cemento en que quedó convertida la infraestructura y que cubrió las ocho pistas de la autopista, según Lamsa, la concesionaria que administra la Línea Amarilla.

El puente se desplomó luego de que un volquete intentara pasar por debajo, pese a que está prohibido el tránsito de vehículos con más de 4,5 metros de alto. (Foto: GDA / O'Globo)

Las otras víctimas mortales conducían dos de los vehículos que quedaron destruidos.

LO QUE CAUSÓ EL ACCIDENTE

El puente peatonal se vino abajo luego de que un camión de carga con volquete, que transportaba material de construcción, intentara pasar por la vía en un trecho en que es prohibido el paso para vehículos con más de 4,5 metros de altura, indicaron los medios locales.

El violento impacto del volquete en la estructura provocó la inmediata caída del puente.

La vía peatonal era utilizada por habitantes que residen en la favelaRato Molhado y usuarios de un mal de nombre Norte Shopping, el mayor centro comercial en la zona norte de Río de Janeiro.

Algunos de los heridos fueron retirados del lugar del accidente en dos helicópteros utilizados por el Cuerpo de Bomberos en las tareas de rescate.

El accidente obligó a las autoridades de tránsito a suspender el flujo de vehículos en los dos sentidos de la Línea Amarilla, lo que provocó un embotellamiento gigantesco en gran parte de Río de Janeiro.

EFE

Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s