Marruecos rechaza un intento de entrada en Ceuta a través de un paso fronterizo no inaugurado de 150 subsaharianos

Las Fuerzas de Seguridad marroquíes han repelido este viernes a las 9,30 horas a un grupo de aproximadamente de 150 subsaharianos que pretendían acceder a Ceuta a través del nuevo paso fronterizo ‘Tarajal II‘, un espacio acondicionado para el tránsito exclusivo de porteadores del país vecino que el Ministerio del Interior prevé inaugurar durante el próximo mes de enero.

Según han informado fuentes de la Comandancia de la Guardia Civil de Ceuta a Europa Press, las cámaras térmicas con las que el Centro Operativo de Servicios (COS) de la Benemérita controlan el perímetro fronterizo y sus inmediaciones ha mantenido “controlado” al grupo de inmigrantes indocumentados durante toda la madrugada.

Cuando los subsaharianos han abandonado las colinas que rodean las instalaciones fronterizas marroquíes de Bab Sebta y han intentado acceder a territorio español a través del ‘Tarajal II’ las Fuerzas Auxiliares y la Gendarmería del Reino alauita ya habían tomado posiciones en la zona para evitar su entrada en la ciudad autónoma.

Ni la Policía Nacional ni la Guardia Civil, encargadas del control de la frontera del Tarajal, cuyos carriles para vehículos y peatones corren en paralelo al nuevo paso, han tenido que intervenir para contener a los indocumentados.

Los agentes españoles sí se tuvieron que emplear “a fondo” el pasado 5 de diciembre, cuando unos 250 subsaharianos protagonizaron una intentona de similares características, entonces sobre el paso fronterizo oficial, que tuvo que ser cerrado temporalmente.

Uno de los inmigrantes llegó a encaramarse a las dependencias del COS del Instituto Armado, desde donde se cayó al suelo desde una altura de 5 metros.

El herido, el único que logró entrar en Ceuta, sufrió traumatismo craneoencefálico severo con afectación del macizo facial y de la base del cráneo; estallido del globo ocular izquierdo y fractura de los huesos de la nariz, por lo que fue evacuado al Hospital Puerta del Mar de Cádiz.

Los intentos de entrada en grupo en la ciudad autónoma por la frontera del Tarajal se repiten asiduamente desde el verano pasado.

Hasta entonces la vía principal de acceso irregular a Ceuta había sido la marítima desde 2005, cuando la altura del doble vallado se elevó a 6 metros.

El hecho de que el tramo recrecido y dotado de concertinas no haya registrado asaltos durante los últimos años es prueba, a juicio de la Delegación del Gobierno en Ceuta, de que el alambre con cuchillas sí tiene capacidad “disuasoria” y no es una “trampa”.

EFE

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s