“La situación vivida esta noche en O Xurés ha sido anómala”

El incendio forestal registrado a última hora de la noche en el corazón del Parque Natural del Xurés, todavía activo, mantiene en estos momentos en vilo al Ayuntamiento de Muíños, tras arrasar más de 200 hectáreas de monte en una batalla, por inesperada, marcada por la carencia de medios para la extinción.

El responsable del Grupo de Emergencia Supramunicipal (GES) de Muíños, Julio Rivero, ha asegurado a EFE que la situación vivida esta noche ha sido “anómala”.

“En ese momento, cuando se originó, estaban los medios concentrados en un incendio registrado en A Boullosa, en el municipio limítrofe de Baltar -a las 20:48 horas-, donde se hallaban amenazadas varias explotaciones ganaderas y, a la misma hora o poco después, empezó el incendio en Muíños”, en concreto en la zona de Alvite, ha contado.

Esta coincidencia -prosiguió Rivero- dejó prácticamente sin medios a los efectivos que se hallaban en Muíños “sin agua” y sin poder usar una motobomba a causa de “deficiencias” técnicas.

Así, en un primer momento, participaron en las labores de control dos brigadas y tres motobombas.

El fuego iniciado en el lugar de Alvite se propagó a medida que avanzaba la noche monte arriba, donde se podían divisar varios kilómetros de frente.

Las fuertes rachas de aire registradas en el municipio ourensano dificultaron todavía más los trabajos.

“A causa del aire, se cayeron árboles y el tejado del campo de fútbol, prácticamente nuevo”.

En este momento, el fuego se concentra en la parte de Pazo y Reparade, un área con “repoblaciones de pino nuevo” de unos 14 años, y a esta hora se pueden ver “varios kilómetros de frente”, ha indicado este profesional.

El enclave natural del Parque del Xurés, declarado Reserva de la Biosfera, ya había sido pasto de las llamas en el invierno de 2011, fuera de la época crítica, que es la estival, y en aquel entonces una de las zonas más afectadas fue la Serra de A Barxa.

Otro incendio, ya extinguido, calcinó esta misma semana -en pleno mes de diciembre- cerca de veinte hectáreas de monte raso en otro municipio ourensano, el de Vilariño de Conso.

A pesar de su proximidad al Parque Natural do Invernadeiro, situado en el macizo central ourensano, el alcalde de la localidad, Ventura Sierra, ha confirmado a Efe que dicho fuego no entró en el parque.

En los trabajos de control participaron 6 agentes forestales, 9 brigadas y 4 motobombas.

Lorena R. de la Torre

Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s